Últimas Deportivas

Por Ricardo Flamarique    3 de Abril a las 15:09

Aún sin comentarios

La realidad de Ordiales

Fue impactante no se los voy a negar, escuchar como un personaje del futbol, que presume de haber estado en equipos como América, Chivas, dirigiendo a clubs como Necaxa y Tecos, señalar que Correcaminos tiene el equipo donde merece estar.

Tras su derrota contra Loros de Colima 3-1, que lo posiciona en el último lugar de la tabla general del Clausura 2017, sin una mínima posibilidad de liguilla y quedando fuera del torneo de Copa MX, el aún técnico de los azul-naranja Jaime Ordiales, fue cuestionado sobre su equipo y su respuesta dejó boquiabierto a más de uno, pues el técnico fue claro al señalar “estamos donde merecemos estar es la realidad”.

Se atrevió y lo dijo claro, culpa a jugadores de ser lentos, de no tener actitud, de prácticamente arruinarle sus planteamientos, no es la primera vez, pero, ¿Quién cuestiona a Jaime Ordiales?, ¿Qué acaso no entiende lo que pasa?

Desde su llegada se sabía que este no era su equipo, cuando el estratega llegó ya estaba la plantilla armada y esperando sus indicaciones, me queda claro que no conocía a muchos de sus jugadores, ya que empezó a mover de sus posiciones y dejar en la banca a los que en nombre y sobre todo en números habían dado la cara en torneos anteriores.

No hay que ser un gran analista para darse cuenta que Correcaminos lo que no tenía era gol, habían sido de las mejores defensas en torneos pasados, pero la contundencia era algo que adolecía, Ordiales desarmó esa defensa, sentó al que fue capitán del equipo y portavoz con la directiva, Hugo Sánchez Guerrero.

El día de su presentación se le cuestionó, dijo que buscaría que el equipo con la llegada de algunos refuerzos podría pelear, hubo ilusión cuando Correcaminos ganó 5-1 a Mérida de Chelís, al parecer no jugaba mal, pero empezó a caerse a pedazos.

Llegaron Abraham Ávalos y David Rambo Becker, el primero no ha jugado y Rambo, aunque no lo ha hecho mal, deja en la banca a un portero que venía de ser el suplente de Talavera en la Liga MX y el que había sido el titular (Jesús Gallardo), luego de la lesión de Daniel Vogel que está de regreso.

Emocionó con la llegada de más delanteros, Josuetl Hernández Rea y Vicente Matías Vuoso, el primero no ha jugado y el segundo llegó pasado de peso, con un año sin hacer futbol, aterrizó en Ciudad Victoria y si no fuera por el doblete que hizo ante Coras pasaría desapercibido.

Se trajeron a dos extranjeros, Igor Goularte y Omar Hinestroza, el primero no ha mostrado futbol, he visto mejores jugadores en el futbol llanero de Victoria, el segundo ha tenido destellos, en el estadio le gritan “Hinestroza el que la jugada te destroza”, así la situación.

Jaime Ordiales y Correcaminos no han ganado desde la jornada 6, sigue la 16 del Clausura 2017, sigue experimentando con jugadores en posiciones que nunca habían jugado, el equipo internamente lo tiraron, jugadores empezaron hacer maletas, no quieren seguir aquí con la forma de trabajo de Rafael Flores, Jaime Ordiales y Esteban Mejía, hasta con sus familias se han metido, los han llamado rateros, les han hecho cobros indebidos, no se les han respetado los contratos, no se les ha pagado a tiempo y para colmo antes del juego ante Loros les piden ganar los nueve puntos que restaban y devolverles los impuestos que les habían retenido.

Está historia de Correcaminos no culmina ahí, ya que Correcaminos no solo ha tocado fondo, empezó a tener problemas en la tabla de cocientes, es el lugar 13 con 109 puntos, pero bueno “estamos donde merecemos estar es la realidad”, ¿verdad Ordiales?

Que tengan un excelente inicio de semana.

Sé el primero en escribir un Comentario




Los comentarios ofensivos, que supongan un claro interés comercial o que no tengan ninguna relación con el tema podrán ser inmediatamente removidos sin previo aviso. Todos los campos de este formulario son requeridos para poder publicar tu comentario. Tu dirección de correo electrónico no será en ningún momento publicada ni compartida con terceros y sólo es usada como dato de referencia.